𝗥𝗘𝗔𝗖𝗧𝗜𝗩𝗔 𝗣𝗘𝗥𝗨́: 𝗘𝗥𝗥𝗢𝗥 𝗗𝗘 𝗘𝗡𝗙𝗢𝗤𝗨𝗘 𝗬 𝗖𝗢𝗡𝗦𝗘𝗖𝗨𝗘𝗡𝗖𝗜𝗔𝗦 𝗘𝗖𝗢𝗡𝗢́𝗠𝗜𝗖𝗔𝗦 𝗬 𝗦𝗢𝗖𝗜𝗔𝗟𝗘𝗦

Escrito por Cesar Sanchez Martinez. Publicado en Junio 2020

𝗣𝗢𝗥: JORGE G. SOLÍS ESPINOZA*

El gobierno frente a la emergencia sanitaria, detonante de la peor crisis económica y social que vive el país, sin precedentes en la historia; ha dictado una seria de medidas, para conjurarla; siendo una de ellas presentada rimbombantemente, el programa “REACTIVA PERU “, por el impacto con relación al PBI; estamos hablando de 60,000 millones de soles, destinadas a dotar de liquidez a las empresas para asumir el pago de planillas, proveedores y capital de trabajo; a fin de evitar la ruptura de la cadena de pagos por la abrupta paralización de las actividades económicas; sin embargo, estas líneas de financiamiento con cobertura del Estado, vienen siendo concentradas y canibalizadas por los grandes bancos al destinarlas mayormente a grandes empresas y corporaciones, muchas de ellas con suficientes espaldas financieras para contener los efectos de la crisis por su estructura y tamaño; a la sazón, el BCR, acaba de dar cuenta que concluyó la subasta del primer tramo, es decir de 30,000 millones, siendo que, la micro empresa se benefició sólo con el 0.68 %,( 204 millones), las pequeñas empresas con 3.24% (974 millones) y gran parte de la torta, el 75.72% (22,718 millones ) fue a la gran empresa y corporaciones.

La gran paradoja es que el 96.2% son microempresas y el 3.2% pequeñas empresas, de estas el 90% son informales y solo el 6% acceden al sistema financiero regulado; no obstante, generan alrededor del 60% de LA PEA ocupada y contribuyen con el 40% al PBI.

El acceso de estas empresas al sistema financiero es ínfimo; no obstante, en un país con graves fracturas sociales y económica, el gran colchón económico frente a las turbulencias políticas y económicas son los emprendedores, ese gran ejército de micro y pequeños empresarios del campo y la ciudad.

El milagro económico del Perú subyace en ese sector pujante que creativamente han podido generar su empleo como medio de subsistencia a despecho de las políticas erráticas que han hecho poco o casi nada por potenciar ese núcleo, cuya inclusión social, económica y financiera podría impactar sustancialmente en el crecimiento del PBI.

La miopía del gobierno no le permite dimensionar este sector y su potencialidad; tal es así, que la bisoña ministra de economía, al argumentar sobre las bondades del programa “REACTIVA PERU” sostiene SANCTA SANCTORUM que al inyectar capital a las medianas y grandes empresas se moviliza la economía al existir un “eslabonamiento” que jala a las micro y pequeñas empresas que les proveen de bienes y servicios. CRASO ERROR DE ENFOQUE; las MYPES también pagan planillas, servicios, alquileres, proveedores, etc.; la economía funciona como un engranaje para mover la rueda, si una pieza no funciona se desmorona todo; la reactivación también se tiene que impulsar desde abajo, desde la base de la pirámide.

La segunda fase de “ REACTIVA PERU” no promete mucho, su diseño excluye al 94% de MYPES que no tienen acceso al sistema financiero regulado; va a permitir la concentración de los créditos en grandes empresas y corporaciones, por ser accesible a prestatarios que se beneficiaron de la primera fase, hasta cubrir su techo o límite de crédito, por defecto o desdeño no se ha establecido un porcentaje de los 30,000 millones a favor de la MYPES, lo que permitirá que se canibalicen los recursos, mientras millones de emprendedores cruzarán la delgada línea que separa la pobreza y extrema pobreza.

*𝗘𝘅 𝗽𝗿𝗲𝘀𝗶𝗱𝗲𝗻𝘁𝗲 𝗱𝗲 𝗹𝗮 𝗙𝗲𝗱𝗲𝗿𝗮𝗰𝗶𝗼́𝗻 𝗣𝗲𝗿𝘂𝗮𝗻𝗮 𝗱𝗲 𝗖𝗮𝗷𝗮𝘀 𝗠𝘂𝗻𝗶𝗰𝗶𝗽𝗮𝗹𝗲𝘀